martes, 22 de mayo de 2012

Ayuda...

Escuché los pasos de Liz. Eran lentos, y traumantizantes. Parecía que lo hacía a propósito. En el momento que Shadow quitó su mano de mis ojos, me dejó tirada en el suelo y atacó a Elizabeth. Antes de aquel momento me dijo.

-Que ni se te ocurra mirar a tu amiguita-su voz no era como antes, era un poco menos fría.

El erizo y la loba peleaban. Me sentía enfurecida de no poder ayudar. Tampoco podía voltear y mirar a Alison. Traté de quitarme la idea de mirarla, pero fue imposible. La miré, deseé nunca haberlo hecho. Observé su mirada, lo ojos tan habiertos como platos, su cara llena en su propia sangre. Un espectáculo sádico. No se veía gran parte de su estómago, aun así, parecía que Liz no había conseguido sacarle las tripas.


Por pura curiosidad me giré y miré las garras de la loba. Ensangrentadas. ¿Por qué no escuché a Shadow en vez de mirar? Volví a observar a Alison. Cuando la ví, me palpitó el corazón. Esa tonta se había hecho la muerta para que Liz no la matara. Lo descubrí cuando me giñó el ojo y me sonrió. Aun así, sin poder evitarlo, la gata escupió sangre. Al estar bocarriba, se ahogó con la misma y tosió. Corrí para ayudarla, al no saber que hacer, me senté a su lado para ver la herida. Me recriminé a mi misma por no haberle pedido algo del botiquín a Knuckles...Aunque..creo que ya no quedaba más...

-Knuckie se va a enojar un poco-decía la gata con una voz débil-Llené de sangre su linda islita.
-¿Te estás burlando?
-Sí...Me cuesta un poco hablar...Dile a Shad que necesito un poco de ayuda aquí...Se me habre el estómago y creo que puedo ver mis órganos.
-¿De verdad?
-Claro que sí, mira eso.
Miré de reojo, lamentablemente, no puedo decir si vi tripas o si del miedo las dos ya habíamos enloquecido-Hay que ir al hospital.
-Llama a Tails entonces-busqué mi comunicador, no lo encontré y la miré decepcionada-Usa el mio, tonta.

Quité su comunicador de su muñeca. Me sentía insegura de tocarla, parecía estar muy frágil. Temblé mientras y tragué saliva cuando Tails contestó.

-¿Qué pasa Marina?
-Ehmm...Tails...Yo....A-Alison, está muy lastimada, Shadow y Elizabeth están peleando...¡¡Aaaah!! ¡¡Tengo miedoo!!-grité nerviosa.
-Calmate, no entiendo. ¿Pasó algo malo?
-Sí...Encontramos a Liz y ahora ella y Shadow..
-¡Shads!...-me interrumpió Alison, pero terminó tosiendo sangre de nuevo.
-...Coomo iba diciendo...Ambos están peleando ahora mismo, necesitamos un poco de ayuda aquí, estamos en Angel Island.
-Le diré a Knuckles para que vaya a ayudarlas, mientras tanto intenta cuidar de Alison...¡¡Aaaah!!-después de hacer una pausa solo gritó, no entendí el motivo, así que solo pude girar mi cabeza. Lo malo fue descubrir a cierta loba detrás de mí, y enterarme que cierto erizo negro se encontraba gritando mi nombre. Lo único que vi en aquel momento, fueron una garras...Rojas...¡¡Rojas!! 
-Ayuda...


2 comentarios:

  1. No manches continua ya me intrigo y ya me imagine las tripas que asquito pero alabes interesante soy un poco rara

    ResponderEliminar